23 mar. 2017

Escribir es mi trabajo

Escribir_es_mi_trabajo_DragonMecanico_Rafael_de_la_Rosa


ESCRIBIR ES MI TRABAJO


Hay una cosa muy simple que mucha gente pasa por alto: escribir es un trabajo. Puede parecer que no, que es una afición, un hobby, una cosa que se hace por placer o aburrimiento, pero ser escritor tiene mucho curro detrás.


Sin embargo, el trabajo de escritor puede tener un problema y es que está asociado al componente cultural. La literatura, al igual que otras artes, son consideradas como una parte de ese compendio de cosas que llamamos cultura.

Y hay quien piensa que la cultura debería ser gratuita. Craso error.

La cultura debería estar accesible a cualquier persona, pero eso no implica su gratuidad. Un libro tiene mucho tiempo dedicado que los escritores invertimos (a veces arañando minutos a nuestras horas de sueño o a nuestro tiempo libre) y que merece ser recompensado.

¿Por qué te cuento todo esto? Pues bien, te cuento todo esto porque día tras día los escritores somos víctimas de robo. Y sí, estoy hablando de piratería.


Quien piratea libros es un ladrón


Esta frase puede hacer un poco de daño. A nadie le gusta que lo llamen ladrón. A mí tampoco. Pero si el libro publicado es el fruto de un trabajo, obtenerlo sin el consentimiento del autor o sin pagar por él es un robo.

Yo he pirateado libros. Sí. Y soy consciente de que no está bien lo que he hecho. En mi defensa diré que he dejado de hacerlo y que he aprendido que es un error que debo evitar. No quiero ser un delincuente.

Además, se lo dificilísimo que es ser escritor. Desde el momento en que empiezas a planear una historia hasta que finalmente se publica puede pasar más de un año. Un año entero de trabajo entre planificación, escritura, corrección, reescritura, corrección, mejora, búsqueda de editorial o trámites de autopublicación.

Y no solo se queda ahí. Un buen escritor se forma, aprende y mejora. No es un simple hobby, sino que es un trabajo en el que invertimos nuestro tiempo, nuestro dinero y nuestro esfuerzo.

Si no te esfuerzas en mejorar puede que termines escribiendo como Perla Shumajer y eso creo que no lo leería nadie (o al menos nadie te tomaría en serio como escritor).


#EscribirEsMiTrabajo


¿Por qué este tema ahora? Pues bien, resulta que un blog con una cantidad de tráfico brutal ha publicado una serie de enlaces a páginas web donde se pueden descargar de forma gratuita libros.

"De forma gratuita" es un precioso eufemismo para decir "webs donde se pueden robar libros". Porque eso es lo que se hace cuando se realiza una descarga sin pagarle al autor, se le está robando su trabajo.

A nadie se le ocurriría ir a la farmacia y llevarte un lote de pastillas sin pagar, ¿verdad? Y sin embargo la salud es un derecho. Igual ocurre con el acceso a la cultura y, sin embargo, a nadie le tiembla el pulso al descargar un libro.

Al responsable de ese blog le dio totalmente igual que muchos nos quejásemos de que promovía un hecho ilegal (y penado por la ley, por cierto). Se excusó diciendo que eso era lo que querían sus seguidores.

¿Hasta qué punto hemos llegado que nos da igual promover un delito, el de robar libros, con tal de conseguir mejores estadísticas en nuestras webs? ¿Nos hemos vuelto todos locos o qué?

Escribir_es_mi_trabajo_Rafael_de_la_Rosa


Así que, en respuesta a esta cara dura, los escritores nos hemos unido para decir que ya no más. Nos hemos unido bajo un hashtag: #EscribirEsMiTrabajo. Queremos concienciar a la gente de que descargar está mal, de que es un robo, un delito.

De que cuando clicas en el enlace y encuentras el archivo en tu bandeja de Descargas acabas de mandar a la mierda el trabajo de un escritor durante más de un año.

Si lo que quieres es leer gratis puedes preguntarle, algunos dejan sus libros a cambio de reseñas. O buscar en la biblioteca. ¡Algunos incluso dan sus libros gratis, por dios!

Así que, por favor, ayúdanos a difundirlo. Tuitea con el hashtag, comparte las entradas de este calibre. Lucha con nosotros para que se respete nuestro trabajo y nuestro esfuerzo.

Solo así querremos seguir trabajando.

Solo así podremos seguir haciéndolo.


Nota: Si quieres ver la aportación de otros escritores, puedes hacerlo siguiendo el hashtag #EscrbirEsMiTrabajo



4 comentarios:

  1. Hola, Rafael.

    Totalmente de acuerdo con tu planteo, y quisiera agregar que muchas veces se confunde, como dijiste, la idea de la cultura al alcance de todos con el trabajo gratuito. Pero hay que saber diferenciar lo que es el aporte cultural en sí, a lo que es nuestra profesión. En pocas palabras, diferenciar la manifestación artística, con el tiempo y dinero que se necesita para llevarla a cabo.
    Esta confusión viene también, a mi parecer, porque se malentiende algo de carácter público, con algo gratuito.
    Después de todo, ¿cuál es la justificación para esto? Creo que, en especial con los autores autopublicados, la excusa de "¿Y cuánto puede afectarle una descarga?" está demasiado lejos de la realidad.

    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Afecta y mucho y la gente no parece ser consciente de que cada descarga pirata es un plato menos que se lleva el autor a la boca -_-u

      Muchas gracias por tu apoyo y por tu comentario ^^

      Eliminar
  2. Ya me he enterado de qué página era, no la conocía, una ignorancia grata en la que seguiré. Biquiños!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo sí lo conocía de antes y sí me parecía bastante bueno en marketing. Una pena que haya resultado ser una persona tan interesada.
      Un beso, Cris!

      Eliminar

Suscríbete para no perderte nada

* indicates required

¿Qué estoy leyendo?

Manual de Autopublicación
tagged: currently-reading
El caso del artista cruel
tagged: currently-reading

goodreads.com